miércoles, 29 de octubre de 2014

HIJOS

Desde que tengo hijos mi felicidad es la suya. Mis ilusiones son las suyas.

He abandonado mi camino, mi búsqueda, mi horizonte. He renunciado a mis sueños y al reconocimiento. Ya no me queda París. 

Me queda mi memoria y el miedo de ser padre. Me quedan sus proyectos, y también sus  risas, sus abrazos y sus besos.


martes, 30 de septiembre de 2014

CONTRA LA DEPRESIÓN


Aunque soy licenciado en Psicología nunca he trabajado como psicólogo ni he tenido la intención de hacerlo. La inmensa mayoría de las cosas que tuve que estudiar durante la carrera me parecieron inútiles
Al menos en la universidad donde yo estudié, no se le otorgaba ninguna importancia a lo que ocurría en el interior del cerebro, considerado como una caja negra donde no era necesario indagar. Todo se resumía a estímulos y respuestas para explicar la conducta. Yo siempre creí que no solo en el cerebro, sino también en su origen evolutivo se encontrarían muchas de las claves para entender la naturaleza humana; por esto creo que la psicología evolucionista aporta el marco teórico adecuado para progresar en el conocimiento de la mente. 
En los blogs “La nueva ilustración evolucionista” o  “Evolución y neurociencias” he encontrado ideas más inteligentes que en los textos clásicos de psicología del pasado siglo. 
En este último blog, Pitiklinov publicaba hace unos meses una carta del director de cine Stephen Fry que ha sufrido depresiones a los largo de su vida  a una mujer llamada Crystal que estaba padeciendo dicho trastorno y le había pedido ayuda. Por si esta interesante reflexión le puede ser útil a alguien, me permito transcribir la carta.

“Querida Crystal,

Me apena oír que la vida te está golpeando fuerte en estos momentos. Dios sabe que puede ser muy duro cuando nada parece que encaja y nada nos llena. No estoy seguro de que exista un consejo específico que yo pueda dar que ayude a que vuelva el gusto por la vida. Aunque lo hacen con la mejor intención, duele que nos recuerden cuánto nos aman los demás cuando tú no te amas a ti mismo.

He encontrado que es de ayuda pensar acerca de las emociones y sentimientos propios como similares a los cambios meteorológicos.
He aquí algunos hechos obvios acerca del tiempo:
Es real
No puedes cambiarlo con tus deseos
Si llueve y está oscuro, realmente llueve y está oscuro, y no puedes cambiarlo
Puede estar oscuro y llover 15 días seguidos

PERO

Algún día saldrá el sol
No podemos controlar cuando saldrá el sol, pero saldrá
Algún día

Ocurre lo mismo con nuestros estados de ánimo. El enfoque equivocado es creer que son ilusiones. Son reales. La depresión, la ansiedad, la apatía -son reales como el tiempo- Y DE LA MISMA MANERA, NO ESTÁN BAJO NUESTRO CONTROL. No son culpa nuestra

PERO

Pasarán: 

algún día lo harán

De la misma manera que uno debe aceptar el tiempo, uno tiene que aceptar cómo se siente acerca de la vida a veces. “Hoy es un día de mierda” es un enfoque perfectamente realista. Se trata de encontrar una especie de paraguas mental. “Hey-ho, está lloviendo dentro de mí: no es culpa mía y no hay nada que pueda hacer más que aceptarlo. 

Pero el sol podría salir mañana, y cuando lo haga, lo aprovecharé”.

No sé si esto te sirve de algo: podría no serlo y, si es así, lo siento. Simplemente pensé en escribirte algo para desearte buena suerte en tu búsqueda por encontrar un poco más de placer y sentido a la vida.
Mis mejores deseos
Stephen Fry


viernes, 1 de agosto de 2014

EBOOK " TIEMPO, MEMORIA Y LIBRE ALBEDRÍO"



Aquí tienen varios enlaces para poder descargar el ebook “Tiempo, memoria y libre albedrío por un asequible precio de 2.45 euros ( 2.33 euros si lo consiguen con un 5% de descuento). Perdonen la insistencia, pero es el único lugar donde hago publicidad de la obra.


Aquí está en ebook (versión Kindle) y en versión impresa:


http://www.amazon.es/Tiempo-memoria-albedr%C3%ADo-breves-reflexiones-ebook/dp/B00MH2ME9Y/ref=dp_kinw_strp_1


Un saludo

miércoles, 30 de julio de 2014

SINCERIDAD

¿Es realmente deseable la sinceridad? Prueben a decir todo lo que piensan sobre su compañero de trabajo, o sobre cualquier pariente suyo, o de su mujer. Prueben a decir todo lo que sabe de su amigo o su novia, o de su ex amigo o su ex novia. Decídase a salir a la calle con un arrebato de sinceridad y diga lo que piensa de ese vecino que está continuamente molestando o de ese señor que viene por el parque con el perro suelto y ensuciando las más elementales normas de urbanidad. Imaginen que a los hombres les diera por ser totalmente sinceros con sus mujeres, y les diera por confesar sus mejores sueños. También, por supuesto, que las mujeres padecieran semejantes ataques de sinceridad.
¿Son aconsejables los comportamientos donde uno se deja llevar por sus sentimientos y sus pasiones? ¿Realmente creen que los hombres deben dejarse guiar  por sus impulsos?
Las relaciones sociales están teñidas de una abrumadora dosis de engaños por todos lados; y de autoengaño, para que el engaño sea más eficaz. Si de relaciones laborales o políticas hablamos, para que les voy a contar. La variedad de virguerías y piruetas que algunos deben hacer para compaginar sus conductas con las bobadas políticas que vomitan en público resulta tragicómica. "Una cosa es trabajar como Papa y otra es creer en Dios" espetó un filósofo durante una conferencia a la que acudí hace muchos años. Echen un vistazo a la actualidad política.

La alarmante cantidad de memeces que se sueltan en cualquier barra de bar o en cualquier reunión de trabajo resultan difíciles de soportar si pierdes el sentido del humor. Solo si tienes suerte encontrarás un interlocutor adecuado que no te hará perder el tiempo. Viajamos por el mundo con la máscara por delante intentando jugar un papel con el que poder sobrevivir de la mejor manera posible, y solo en nuestra intimidad intentamos racionalizar nuestros actos y, en ocasiones, logramos ser conscientes de nuestra farsa.
En los ensayos de autoayuda se repite continuamente el consejo “se tu mismo” y se invita a sacar al exterior nuestra “esencia” más pura, a seguir los consejos que nos dicta nuestro corazón.  Pufs.  El olor sería insufrible. ¿De verdad es aconsejable que el hombre diga siempre la verdad? ¿Qué verdad?
Por mi parte, creo que debería ser más sincero, pero ni tan siquiera me atrevo a decir algunas reflexiones en un blog como éste, que no lee prácticamente nadie. Sería divertido, pero arriesgado; auténticas bombas que sorprenderían a muchos de mis conocidos, en el poco probable caso de que me leyeran.

Pero les prometo que todas las entradas de este blog están escritas desde la soledad y por esto, desde la sinceridad. Pienso lo que escribo, aunque muchas cosas que también pienso, no las escribo. Y por supuesto, tampoco las digo. ¿Y usted?

sábado, 5 de julio de 2014

SILENCIO

Has alcanzado la cima de tu experiencia pero tu cuerpo deja de tener el vigor que deseas. La vida la miras, la conversas, la escribes y la recuerdas, pero no la protagonizas. Tu mente adolescente que siempre confiaba en el futuro te ha abandonado definitivamente. También debes desprenderte de tus mejores sueños de juventud y de aquella absoluta belleza que siempre veías en el horizonte. Solo te queda soportar la nostalgia y despedirte de los milagros. Resistir con dignidad. Sonreír y derrochar generosidad ante quien lo merece. Consolarte con tus mejores éxitos y resignarte ante tus fracasos. Pensar en la despedida.  Asumir los próximos retos con valentía.  Disfrutar la soledad. Y  dominar el silencio.


miércoles, 11 de junio de 2014

LIBRO: TIEMPO, MEMORIA Y LIBRE ALBEDRÍO


El libro es una recopilación de algunas entradas aparecidas en este blog, aunque muchas han sido modificadas y ampliadas. Algunos capítulos son breves introspecciones con un marcado carácter autobiográfico, otros, en cambio, son breves reflexiones sobre la vida y las peculiaridades de la condición humana; siempre planeando en torno a los enigmáticos conceptos que refleja el título: tiempo, memoria y libre albedrío.

El determinismo de Spinoza y el papel central que los sentimientos y las emociones ocupan en su filosofía; la revolucionaria importancia de la teoría de Darwin, el desarrollo de la psicología evolucionista o los avances en neurociencias, son algunos de los ejes sobre los que giran muchas de estas reflexiones. Con ellas se mezclan breves elucubraciones personales para meditar acerca de la soledad, la felicidad, la vida, el amor, la libertad y la sabiduría.

Aquí tienen algunos enlaces de compra:





sábado, 31 de mayo de 2014

HOMÚNCULO

      Dentro de esa masa gelatinosa de kilo y medio que tenemos dentro del cráneo existe una inconmensurable maraña de neuronas con multitud de hormonas, neurotransmisores, e iones de todo tipo.

      Sin embargo, para que exista libre albedrío se requiere que exista en cualquier rincón un centro de control donde un homúnculo de naturaleza no biológica ejerza de jefe de mandos. Fantasma en la máquina, alma, “yo” inmaterial, sea cual sea su nombre debería gobernar ese torbellino molecular que fluye por el cerebro y hacerse responsable, en última instancia, de la conducta del individuo. 

       Pero no hay tal homúnculo, y por tanto, tampoco libre albedrío.